Escrito por Gregory Pings.

Imaginemos que entramos a una habitación y nos encontramos con una silla y una pluma. La posibilidad de realizar una de las muchas acciones con estos objetos es una potencialidad funcional. Por ejemplo, posiblemente intentemos escribir con la silla y sentarnos sobre la pluma; pero es más probable que realicemos una acción que pueda percibirse fácilmente: en este caso, sentarse sobre la silla y escribir con la pluma.

“El invento del mañana dependerá tanto de los etnógrafos y los psicólogos como de los ingenieros”. Dave Biegelsen, miembro investigador de PARC, una empresa de Xerox.

Así es como funcionan los seres humanos y las máquinas. Para lograr que la tecnología tenga éxito, el usuario debe comprender inmediatamente lo que debe hacer con ella. David Biegelsen es un miembro investigador y miembro fundador del centro de investigación en Palo Alto (PARC, por sus siglas en inglés). Biegelsen y PARC han estado en Silicon Valley desde antes de que fuera Silicon Valley.

Cuando les preguntaron si era inminente la existencia de una oficina digital, Biegelsen y sus colegas de PARC pasaron los siguientes 47 años dedicados a liberar la página. Dicho de otro modo, inventaron las tecnologías que desde entonces han permitido que “la página” trascienda del mundo impreso al digital. Además, el concepto de “página” se redefinió como todas aquellas formas de comunicación: de persona a persona, entre persona y máquina, y de máquina a máquina. Las ideas y los inventos que surgieron de PARC redefinieron el concepto de “oficina” y cómo se debe realizar el trabajo.

Hoy en día, Biegelsen sigue trabajando medio tiempo en un laboratorio de PARC y, para él, su función principal es ayudar a que a los miembros investigadores se les “ocurran buenas ideas y alentar la investigación hacia áreas útiles, interesantes y de impacto”.

Esta entrevista con Biegelsen nos permite adentrarnos un poco al lugar de trabajo moderno de una de las personas que le dieron forma.

Pregunta: ¿Cómo describiría su trabajo?

David Biegelsen: Tiendo a pensar y hablar sobre temas relacionados con el trabajo en la hora de la comida, en la ducha… en fin, en todas partes. La diversión que implica identificar y solucionar problemas me provoca una gran satisfacción.

P: ¿La tecnología que emplea lo hace ser más productivo o menos productivo?

DB: La tecnología es un impulsador de las capacidades humanas e interhumanas. La tecnología adecuada ofrece prótesis humanas que son prácticamente transparentes, además de ampliar profundamente nuestras capacidades. Por solo nombrar un ejemplo, con Internet aprendo de una manera simple, dirigida, oportuna y continua que me permite abordar problemas a un nivel experto, pensar en nuevas ideas y revisarlas rápidamente. Probablemente, la formación oportuna, autodirigida y personalizada es la única manera en la que los seres humanos puedan ir a la par de sus tecnologías siempre inteligentes y garantizar que el futuro es algo que ocurre entre los seres humanos y la tecnología, en vez de la idea de que los humanos pierden importancia.

P: Mencione tres aspectos que sean imprescindibles para que usted pueda realizar su trabajo.

DB: Colegas sumamente creativos, un ambiente históricamente interdisciplinario y una actitud corporativa que valore y apoye el pensamiento divergente y la idea de “trabajar en los espacios en blanco”.

P: ¿Espacios en blanco?

DB: Los espacios en blanco son las regiones existentes entre los límites (los límites de las disciplinas, las opiniones o las creencias). Por lo general, los problemas más importantes se encuentran dentro de los espacios en blanco y se alcanzan los logros que engrandecen al mundo. Un ejemplo: hubo una época en la que los informáticos se enfocaron en diseñar computadoras personales más potentes. La idea de permitir una comunicación intercomputacional, y que la gente se pueda comunicar y colaborar, desencadenó capacidades asombrosas, no accesibles para los investigadores que estaban enfocados en los límites que percibían. Reunir a gente con perspectivas diferentes y de distintas áreas de especialidad, así como abordar intencionalmente los espacios en blanco, ha demostrado ser una herramienta muy poderosa para revelar áreas significativas del progreso.

P: ¿Cómo cree usted que será la “oficina” del mañana?

DB: Es curioso que lo preguntes; esa era la pregunta que nos hacíamos cuando PARC abrió sus puertas, hace 47 años. Por ejemplo, nos preguntábamos si era inminente que hubiera una oficina digital. Imaginábamos dos posibles panoramas que brindarían las posibilidades de tener una, como la facilidad de interacción, el bajo costo para permitir que el “documento” se regalara, se desechara… pero también las posibilidades del mundo digital, incluida la capacidad de búsqueda, la amplia divulgación, la reconfigurabilidad y más.

P: ¿De qué manera la tecnología ha cambiado fundamentalmente el lugar de trabajo?

DB: Me parece que la evolución de la tecnología es más bien una coevolución. Por decirlo de una manera divertida, esas creaciones a base de silicio y carbono (seres humanos) están coevolucionando. Diseñamos dispositivos de silicio y estos modifican nuestras capacidades. Únicamente surtimos aquellos que parecen compatibles con nuestras necesidades y nos esforzamos por hacerlos más competentes, así que nos adaptamos el uno con el otro y evolucionamos a la par.

La serie diseñada para lugares de trabajo modernos se publicará cada viernes por medio de Xerox Connect. Suscríbase a este blog para que no se pierda de nada o bien, vuelva a leer sus artículos favoritos de lugares de trabajo modernos aquí

P: Volviendo al tema de la “oficina”, ¿hacia dónde nos depara el futuro?

DB: Para poder predecir cómo será la oficina del mañana, me parece que debemos concentrarnos en las posibilidades que valoramos al día de hoy, así como las posibilidades que pudieran sumarse. Debemos comprender que no hay un solo futuro posible. Todos los futuros no solo son posibles, sino que también pueden coexistir durante muchos años.

Pienso que nos encontramos en una vía rápida hacia las prótesis humanas, como herramientas de realidad virtual y aumentada, que nos permitirán estar en un lugar de trabajo con acceso global a la información y entre sí, sin importar en dónde nos encontremos. Pero debemos diseñar el espacio virtual para que las interacciones humanas y todas sus posibilidades estén bien respaldadas. El invento del mañana dependerá tanto de los etnógrafos y los psicólogos como de los ingenieros.

P: ¿Cuáles son algunos aspectos positivos y negativos del ambiente de trabajo moderno?

DB: Reunir una gran diversidad de personas, así como brindar espacio y recursos para crear y hacer pruebas con los productos, son posibilidades importantes. Llegar a conocer bien a relativamente pocos colegas resulta placentero y favorable. Sin embargo, un aspecto negativo es limitar la cifra de personas de los lugares de trabajo a aquellas que viven a una distancia razonable del trabajo y con una sincronía temporal. Esta es la mejor solución con la que contamos por el momento.

P: ¿Cuál es su mayor reto cuando de comunicación y conexión con sus colegas, clientes o socios se trata?

DB: El tiempo.

 

PARC, una empresa de Xerox

PARC está en el negocio de los avances. Obtenga más información sobre los servicios y la experiencia de PARC aquí.

 

Nota: este artículo fue publicado originalmente en el blog Xerox Connect. Para leer la nota en inglés acceda aquí.